Reembolso y devoluciones

Chloe es la mejor tienda online para todo lo relativo a la belleza, y como tal, te ofrecemos sólo lo mejor y con la política de cambio que más se ajuste a tus necesidades.

Derechos de devoluciones 

Después de comprar en Chloe, tienes hasta 14 días para devolver tu producto (desde la fecha en la que has recibido el producto).

Si deseas devolver un producto, el producto debe estar en las mismas condiciones en que lo has recibido (incluyendo todos los extras y regalos que vinieron en el paquete). Si este no es el caso, perderás tu derecho a descambiarlo.

Es decir: mientras que el sello de seguridad no se haya roto, las extensiones no hayan sido usadas y el paquete original está en buenas condiciones, puedes devolver o cambiar tus extensiones sin problemas (y no te olvides mandar también una copia de la factura!)

Cambios

Después de comprar a Chloe, tienes hasta 14 días para hacerlo, desde la fecha en que has recibido el producto. Pónte en contacto con nosotros tan pronto como has decidido cambiarlas, por ejemplo, por otro color que te guste más. Eso sí, tendrás que pagar tu misma el coste de envío.

Los costos de los retornos

Al devolver el producto, es el cliente quien tiene que pagar los gastos de envío. Si el producto es defectuoso o de mala calidad, por supuesto que nosotros nos encargaremos de todos los costos. Para facilitar el descambio, se recomienda encarecidamente que los clientes siempre adjunten una explicación por la devolución.

Reembolso de los productos devueltos

El reembolso del producto se efectuará dentro de 30 días a partir del día en que hayamos recibido el producto. El cliente es responsable por el costo de envío de devolución del producto.

INFORMACIÓN COMPLEMENTARIA SOBRE CAMBIOS, DEVOLUCIONES Y REEMBOLSOS

Si alguno de los productos adquiridos vino con un sello de seguridad, y se ha dañado, vas a perder tu derecho a devolución. Si el producto fue entregado sin sello, puedes revisar tu producto con cuidado. Pero no puedes usar el pelo si tienes intenciones de descambiarlo.

Chloe tiene su sede en Inglaterra, pero en caso de desacuerdo, nuestra política es de tal modo que cumpliremos con las leyes nacionales de protección de los consumidores, grupos de protección de los consumidores y las autoridades de protección correspondientes al país de cada cliente.

Chloes se exime de cualquier responsabilidad por el pelo cuando el pelo se ha teñido o blanqueado, porque no podemos garantizar el resultado, independientemente del método utilizado.